Create a Joomla website with Joomla Templates. These Joomla Themes are reviewed and tested for optimal performance. High Quality, Premium Joomla Templates for Your Site
ESCUCHAR PARA PRESERVAR LAS CUALIDADES HUMANAS ESCENCIALES (Pt.2)
16 mayo, 2017
LA PAUSA COMO ESTRATEGIA PARA ESTIMULAR EL INTELECTO EN EL AULA.
15 julio, 2017
Mostrar todos

DISFEMIA EN NIÑOS, ¿QUÉ HACER?

Por: Lic. Nabile G Ruiz

La causa de este problema del habla se encuentra en diferentes factores emocionales, cognitivos, motrices, respiratorios y/o anomalías orgánicas que dificultan la correcta fluidez durante el habla.  Si vemos al paciente como un todo, un ser que se desenvuelve en distintos ambientes y su desarrollo es integral, entonces nos daremos cuenta que este padecimiento puede tocar diferentes áreas de manera simultánea. Es decir, si la causa es por un problema de respiración al no poder presentar una coordinación fono respiratoria, pero el paciente es consciente de este impedimento, puede tender a retraerse, a no intentar comunicarse por pena. Esto genera además complicaciones en la socialización por lo tanto habría que estar al pendiente de la parte emocional del menor.  La pregunta que nos podríamos realizar como terapeutas es ¿Cuáles son las áreas que están involucradas de la vida de nuestros pacientes por la dificultad que está presentando?

A continuación se muestran algunas estrategias que se pueden usar desde el rol de terapeuta de lenguaje.

  • Pedirle al menor que reduzca la velocidad al hablar

Da el tiempo idóneo para planear los movimientos motrices orales que requiere hacer para decir lo que desea. Usualmente los niños saben cuáles son las palabras o frases en las que presentan dificultades en la fluidez, y de esta manera pueden anticiparse para emitirlas suavemente y sin esfuerzo muscular.

  • Técnica de sobre articulación

Se exageran los movimientos fonoarticulatorios, haciendo una eminente apertura de la boca y amplificando los gestos faciales al momento de hablar. Con este método disminuye la hipertonicidad laríngea, aumenta la resistencia vocal, eleva el volumen de voz e incrementa la calidad de la articulación.

  • Habla enmascarada

Se trata de poner un sonido suficientemente alto para que el paciente no logre percibir su propio lenguaje. Así se elimina la retroalimentación acústica que está recibiendo y favorece la fluidez.   

  • Reducir el número de preguntas

Cuando preguntamos, el niño sabe que se espera una respuesta. Esto lo puede colocar en una situación de presión y ansiedad con grandes posibilidades de alterar su fluidez.

  • Entablar una conversación susurrando
  • Técnicas de relajación en general
  • Generar un patrón respiratorio diafragmático
  • Buscar que aprenda a controlar la salida del aire por la boca  
  • La Terapia del Paraguas

Es un tipo de técnica diseñado por Ann Irwin para niños menores de 7 años. Su principal objetivo es resguardar al menor de la presión que el entorno genera en su habla, cubriéndolo mediante un paraguas imaginario.  Este autor propone una serie de pasos y hace un énfasis especial en respetar el orden.

  1. Aprender a dejar de corregir el tartamudeo por parte de todos los que rodean al niño.
  2. Evitar las muestras de desaprobación y ansiedad que se pueden transmitir a través del lenguaje no verbal y corporal.
  3. Hacer un listado de lo que aumenta y disminuye los síntomas del trastorno, para facilitar al máximo los intercambios comunicativos del niño.
  4. Trabajar en la reducción de la velocidad del habla
  5. Eliminar expresiones como “di”, dime” o “cuéntame”, “ven a hablar con…”, solicitarle repeticiones
  6. No interrumpir al niño cuando habla, el mensaje que recibe es que es más importante la forma en cómo lo dice que lo que tiene para comunicar.  

Hoy en día no existe una etiología definida por la aparición de la disfemia. Sin embargo, es importante identificar qué es lo que lo está provocando, saber hasta qué punto lo podemos tratar los terapeutas de lenguaje, cuándo hay que canalizar con un especialista o realizar un trabajo multidisciplinario con diferentes especialistas y establecer objetivos para el beneficio del paciente.

 

Bibliografía consultada:

Irwin Ann, (1994), La tartamudez en los niños. Una ayuda práctica para los padres, Ediciones Mensajero, Bilbao. 


Perfeccionamiento vocal y tratamiento fonoaudiológico de las disfonías. Mara Behlau, Glaucya Madazio, Deborah Feijó, Renata Azevedo, Ingrid Gielow & María Ines Rehder

DIsfemia Alteraciones de la Fluidez Verbal. Juan Bautista. Sevilla